Malla San S.A. de C.V. , Méjico

Hace 40 años se fundó Aceros San Luis – ahorra Malla San S. A. de C.V. en Méjico. Con gran esfuerzo y dedicación han crecido hasta convertirse en una corporación muy fuerte. En la medida en que crecían, crecían sus operaciones. Hoy en día poseen seis compañías en total y un nuevo nombre para la corporación: Grupo San. Grupo San es una mini-acería que produce aceros largos y es el segundo productor de barras corrugadas en Méjico. Las operaciones del grupo San están ubicadas en San Luis Potosí, Méjico. Sus plantas y sus 1.457 empleados utilizan tecnología de punta para producir 700.000 toneladas de productos terminados por año.
Malla San S.A. de C.V. , Méjico

Tecnología productiva & Alta calidad

La compañía más joven del grupo San es Malla San, que comenzó a operar en 2006. Su gerente de producción es  Raúl Bravo Oro y emplean a 115 personas. Malla San empezó con tres trefiladoras y dos máquinas de malla electrosoldada, una para paneles y otra para rollos. Ellos produjeron 15.162.17 toneladas en su primer año de operación. Debido a la alta satisfacción de sus clientes y a la aceptación de sus productos debido a las altas expectativas de calidad de sus empleados, la empresa empezó a manufacturar otros productos derivados del alambre.  Para finales de 2006 comenzaron la construcción del edificio #2 para ampliar su gama de productos. A principios de 2007 ya se contemplaba la idea de entrar en el negocio de clavos. Las máquinas se instalarían en el edificio #2 y ya durante esa época se estaba construyendo el edificio #3.

Cuando Malla San empezó a considerar la opción de producir clavos, sabía muy poco sobre las características de las máquinas para producción de clavos y por lo tanto comenzaron a analizar las alternativas a través de vendedores de maquinaria y a analizar las diferentes propuestas.

Cuando Malla San empezó a considerar la opción de producir clavos, sabía muy poco sobre las características de las máquinas para producción de clavos y por lo tanto comenzaron a analizar las alternativas a través de vendedores de maquinaria y a analizar las diferentes propuestas.

Una vez recibieron la información del equipo de ventas de ENKOTEC y después de un diálogo cercano entre las partes, la compañía terminó escogiendo la maquinaria para producción de clavos de ENKOTEC. Hay muchas razones por las cuales Malla San escogió a ENKOTEC como su proveedor de maquinaria: la tecnología que presentó ENKOTEC era superior al resto. Las máquinas son 100% productivas y no escondía ningún proceso. Todo está a la vista, lo que facilita el trabajo del operario y de los mecánicos de mantenimiento.

/Files/Images/Enkotec/Cases/Malla-San-1000x800.jpg

Después de un año se hizo evidente que las máquinas ENKOTEC alcanzaron el 100% de las expectativas que fueron ofrecidas a la compañía. Los servicios ofrecidos por ENKOTEC (instalación, entrenamiento, soporte técnico, etc.) fueron de gran ayuda para Malla San. A finales de 2007 compraron otra máquina de clavos, que se convirtió en la tercera máquina ENKOTEC en su inventario.  Con la inclusión de la tercera máquina, proyectan una producción de 45.000 toneladas para 2008. Sus máquinas de clavos son manejadas por un solo operario y un ayudante. Esto le permite al operario sacar la producción, hacer mantenimiento y lograr cambios rápidos de referencia.

Para Malla San y para toda la familia del Grupo San, el futuro pinta muy bien. Con el cambio de propietarios, ellos están esperando que ENKOTEC los apoye en la expansión de su línea de clavos. Con miras a lograr esta meta es posible que se agreguen más máquinas, siendo ENKOTEC su primera opción. Están seguros que si se tiene la última y más productiva tecnología combinada con calidad y orgullo, se logran siempre las metas.